martes, 12 de diciembre de 2017

Aquel verano



- Tu padre y yo
- Todavía quieres un bebé.
- No, yo…
- Y entonces ¿por qué todavía tienes los libros? Libros de bebés.
- Oh, Rose. Cuando… cuando tu padre y yo empezamos a intentarlo, no sabía...
- ¡AY, DIOS, CÁLLATE. NO ME IMPORTA!

- ¿Por qué estás todavía AQUÍ? ¡No te bañas y ni siquiera vienes a la playa! Si tanto odias esto, deberías ser tú la que volviera a casa. Siempre hay que hacer todo a tu manera. A TU manera. Lo vuelves todo TRISTE. ¡Apuesto a que todavía intentas tener un bebé! Ni siquiera papá lo quiere, lo sabes.
- Rose, eso no es…
- Papá es feliz sólo conmigo. Ni siquiera QUIERES ser feliz.
- No lo sé. Yo no…
- Déjame sola. NO ME SIGAS.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Ò_ó Bigila la hortongrafía